Skip to Content
Latino

El ‘factor Giuliani’ que podría condenar a Trump en el juicio político

(CNN) — Las huellas digitales de Rudy Giuliani están en todas partes.

A pesar de haberse hecho invisible durante varios días después de dejar de lado sus entrevistas de televisión sobre el choque de trenes, está emergiendo con el presidente Donald Trump como la figura más dominante e intrigante en el drama del juicio político.

El hombre que alguna una vez fue festejado como el alcalde de Estados Unidos acecha en los eventos del Capitolio a medida que los detalles de su papel expansivo en el escándalo de Ucrania llenan el testimonio de los testigos que fueron divulgados públicamente.

“Siempre estaba dando vueltas en alguna parte”, declaró el embajador de Estados Unidos en la Unión Europea, Gordon Sondland, y agregó que la misión de política exterior de Giuliani en Ucrania se volvió más “insidiosa” con el paso del tiempo.

Rudy Giuliani niega haber pedido a Ucrania que investigara a Biden… antes de reconocer que lo hizo

(AP Photo/Carolyn Kaster, file)

Giuliani era omnipresente, hablaba por teléfono con funcionarios ucranianos, se insertaba en reuniones diplomáticas estadounidenses, sembrando confusión y exasperación sobre lo que estaba haciendo, dijeron testigos.

Incluso el secretario de Estado Mike Pompeo no pudo frenar al hombre del presidente y volteó los ojos cuando Sondland lo mencionó y dijo: “Sí, es algo con lo que tenemos que lidiar”, según las transcripciones del testimonio de Sondland.

Las revelaciones sobre la misión de Giuliani siguen acumulándose a medida que la investigación del juicio político de los demócratas avanza. La próxima semana se abre una nueva etapa crítica de la investigación con audiencias públicas donde el nombre de un Giuliani ausente seguramente estará en boca de todos.

Las páginas de testimonios de testigos recientemente publicados parecen estar consolidando el caso demócrata de que Trump abusó de su poder al buscar favores políticos de Ucrania. El presidente, sin embargo, insiste en que no hizo nada malo y descarta las últimas revelaciones.

El canal Giuliani

La evidencia de la íntima participación de Giuliani en el esquema de Ucrania se centra en por qué el presidente aparentemente estaba tan interesado en eludir a los diplomáticos y altos funcionarios acreditados de Estados Unidos.

Y mientras Giuliani anunció su propio equipo de defensa legal de alto poder, crecen las especulaciones sobre su propia exposición legal y cómo el escándalo manchará su propio legado.

“Incluso alguien como Rudy Giuliani, que en un momento fue un abogado bastante bueno, se da cuenta de que necesita un abogado externo”, dijo el analista legal de CNN Preet Bharara, quien, como Giuliani, fue exfiscal de Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York, en el programa “Situation Room” de CNN.

“No sé si él está en verdadero peligro criminal, pero como mínimo cuando empiezan a investigarlo… desea tener un abogado capaz a su lado”, dijo.

El torrente de revelaciones sobre Giuliani significará que la actitud y el estado de ánimo de Trump con respecto a su abogado y su defensor en televisión por cable más vociferante, deben ser vigilados de cerca.

Si el presidente comienza a crear cierta distancia entre ellos, Giuliani no sería el primer abogado de Trump en enfrentar asumir la responsabilidad por las presuntas irregularidades de su cliente, como bien sabe el exabogado de Trump, Michael Cohen.

Más fundamentalmente, la gran cantidad de revelaciones sobre Giuliani plantea la cuestión de si el Congreso llegará al fondo de lo que sucede en Ucrania sin su testimonio.

Giuliani ha dicho en el pasado que le gustaría testificar. Pero parece poco probable que tenga mucho que ganar al hacerlo. Cualquier intento de evitar testificar ante el Congreso argumentando el privilegio de abogado-cliente o privilegio ejecutivo podría no convencer a nadie dado su papel no oficial y sus divagaciones sobre Europa, mucho más allá de los límites de una relación con Trump.

Mira:  #FraseDirecta: Giuliani: “Nunca dije que no hubo colusión entre la campaña”

También podría ejercer su derecho a evitar la autoinculpación dada la actual investigación criminal y de contrainteligencia sobre sus negocios en Ucrania.

Giuliani rechazó la idea de que se estaba enriqueciendo en el extranjero a través de sus asociaciones con el presidente en una conversación con el periodista investigativo de CNN Drew Griffin.

“Estoy en práctica de derecho privado. Practico derecho honorablemente y bien. Nunca tuve una queja. Nunca tuve un problema en 50 años de práctica de derecho privado”, dijo.

Trump ha defendido a Giuliani en las últimas semanas, pero el presidente tiene un historial de minimizar su relación con exasociados cuando se meten en problemas. También existe la posibilidad de que su abogado se convierta en un chivo expiatorio útil.

Sin embargo, el mes pasado, Trump estaba junto a su socio neoyorquino.

“Es un gran caballero. Fue un gran alcalde, uno de los más grandes, quizás el mayor alcalde de la historia de Nueva York”, dijo Trump. “Es un hombre que lucha [contra] la corrupción … Sé que es un hombre honorable”.

Por qué la ayuda militar de Estados Unidos es tan crucial en Ucrania

‘Habla con Rudy’

En algún momento, el exalcalde de Nueva York fue visto como un pícaro freelance, que vagabundeaba por Kiev en un intento por absorber dólares para su negocio privado, mientras vendía teorías de conspiración sobre las elecciones estadounidenses de 2016.

Pero cada vez está más claro que su papel fue mucho más influyente que eso y que estaba imbuido de autoridad presidencial.

El testimonio muestra que Giuliani estableció una poderosa vía diplomática alternativa que no solo pasó por alto los canales oficiales de Estados Unidos, sino que también inhibió activamente el trabajo para mejorar los lazos entre Estados Unidos y Ucrania.

Los funcionarios de la Casa Blanca argumentan que no ha habido pruebas claras de que Trump exigiera directamente un quid pro quo con Ucrania, al condicionar la ayuda militar y las visitas presidenciales a su acuerdo para investigar al candidato demócrata 2020 Joe Biden.

Pero la evidencia sugiere que el presidente le encargó directamente a Giuliani que dirigiera una operación extraoficial: que su abogado personal buscara favores políticos de Kiev.

“Él seguía diciendo: Habla con Rudy, habla con Rudy”, testificó Sondland.

En el transcurso de este año, los diplomáticos estadounidenses gradualmente se dieron cuenta de que Giuliani era ahora el punto de apoyo de la acción en las relaciones entre Estados Unidos y Ucrania.

James Baker, exasesor general del FBI, le dijo a Wolf Blitzer de CNN que cualquier argumento de que Giuliani no estaba actuando a instancias del presidente no sería creíble.

“Aplicando su sentido común a esta situación, pensaría que, por supuesto, el presidente estaba actuando a través de Giuliani”, dijo Baker.

“Si el uso de Giuliani fue crear algún tipo de negación plausible como en Irán-Contra, no creo que funcione, porque simplemente no tiene sentido”.

Biden afirma que “no es creíble”

El exenviado de Estados Unidos a Ucrania, Kurt Volker, aseguró que le dijo a Giuliani que sus afirmaciones de que Biden estaba actuando corruptamente en Kiev en nombre de su hijo Hunter “simplemente no eran creíbles”. No hay evidencia que respalde las afirmaciones de Trump de que el ex vicepresidente o su hijo hicieron algo malo en Ucrania.

“Lo conozco desde hace mucho tiempo, es una persona íntegra”, dijo Volker a Giuliani y su asociado ahora acusado Lev Parnas en el desayuno el 19 de julio en el hotel Trump en Washington.

El testimonio de Volker también establece que Giuliani tenía un canal directo hacia Trump en asuntos de Ucrania y estaba pintando una imagen oscura del nuevo presidente Vlodymyr Zelensky al líder estadounidense.

“Él sabe todas estas cosas y tienen algunas personas malas a su alrededor”, dijo Volker parafraseando al presidente, cuando testificó sobre lo que llamó el “factor Giuliani”.

Volker también reveló que los ucranianos sabían cómo abrir un canal directo a Trump, a través de Giuliani.

Finalmente, el abogado del presidente se convirtió en un “problema”, dijo el enviado especial.

“La narrativa negativa que el señor Giuliani estaba promoviendo era el problema … impedía nuestra capacidad de construir la relación de la manera que deberíamos estar haciendo”, dijo Volker.

Pero él no fue el único frustrado.

El entonces asesor de seguridad nacional John Bolton vio a Giuliani como una “granada de mano” que “iba a hacer explotar a todos”, según una declaración aún por revelar de la exexperta en Rusia de la Casa Blanca, Fiona Hill, dijeron fuentes a CNN el mes pasado.

Giuliani parece haber estado orquestando el potencial quid pro quo que podría hacer que Trump sea acusado.

Insistió en que un borrador de declaración sobre corrupción que los ucranianos estaban preparando para emitir en un momento dado incluye referencias a Burisma, el gigante energético que empleó a Hunter Biden, y una teoría de conspiración de 2016 de que los ucranianos y no los rusos interfirieron en las elecciones presidenciales de 2016.

“Rudy dijo: ‘Bueno, si no dice Burisma y si no dice 2016, ¿qué significa?’ Giuliani dijo: “Sabes que no es creíble”, dijo Volker en su testimonio.

— Drew Griffin y Patricia DiCarlo de CNN contribuyeron a esta historia

CNN